LOCURA O PRUDENCIA

DSC_0009

Locura o prudencia

Por mucho tiempo hemos hablado de la valentía de David, pero hoy citaremos la vida de Saúl,  quien fuera rey y líder del ejército de Israel.

Este hombre, Saúl, se atemorizó al ver al gigante Goliat amenazando a los escuadrones del ejército de Israel; cayó tan bajo que cedió la autoridad, dada por Dios, a un joven inexperto para la guerra, David. Saúl entregó su espada y armadura a un pastor de ovejas.

Y Saúl vistió a David con sus ropas, y puso sobre su cabeza un casco de bronce, y le armó de coraza. 39 Y ciñó David su espada sobre sus vestidos, y probó a andar, porque nunca había hecho la prueba. Y dijo David a Saúl: Yo no puedo andar con esto, porque nunca lo practiqué. Y David echó de sí aquellas cosas.”

1 Samuel 17:38-39

Debemos preguntarnos qué fue lo que llevó al rey Saúl – también escogido por Dios-  a perder el reinado.

¿En qué momento Saúl llevó en declive su reinado?

La palabra nos muestra que Saúl actuaba bajo sus emociones y su criterio al llevar acabo las instrucciones dadas por el profeta Samuel. La desobediencia en la que entró Saúl lo caracterizó como un hombre que actuaba locamente al tomar decisiones.

13 Entonces Samuel dijo a Saúl: Locamente has hecho; no guardaste el mandamiento de Jehová tu Dios que él te había ordenado; pues ahora Jehová hubiera confirmado tu reino sobre Israel para siempre.

14 Mas ahora tu reino no será duradero. Jehová se ha buscado un varón conforme a su corazón, al cual Jehová ha designado para que sea príncipe sobre su pueblo, por cuanto tú no has guardado lo que Jehová te mandó.

1 Samuel 13:13-14

Tenemos que reconocer que las instrucciones dadas no se cuestionan, simplemente se llevan a cabo.

Saúl desobedeció por segunda ocasión la instrucción de Samuel:

17 Y dijo Samuel: Aunque eras pequeño en tus propios ojos, ¿no has sido hecho jefe de las tribus de Israel, y Jehová te ha ungido por rey sobre Israel?

18 Y Jehová te envió en misión y dijo: Ve, destruye a los pecadores de Amalec, y hazles guerra hasta que los acabes.

19 ¿Por qué, pues, no has oído la voz de Jehová, sino que vuelto al botín has hecho lo malo ante los ojos de Jehová?

1 Samuel 15:17-19

Existe tanta influencia a nuestro alrededor que nos motiva a vivir en desobediencia a la voluntad e instrucciones de Dios, pero debemos recordar que la obediencia y la fe con obras en nuestras vidas agradan a Dios.

La desobediencia es tan desagradable para Dios como lo son la rebeldía y la obstinación.

Ciertamente el obedecer es mejor que los sacrificios, y el prestar atención que la grosura de los carneros.” 1 Samuel 15:22

Al ser desechado Saúl por Dios, él mismo tuvo temor de David, aquel joven a quien entregó su armadura para pelear contra el gigante, el cual se convertiría en rey; tuvo temor porque vio que actuaba siempre con prudencia.

12 Mas Saúl estaba temeroso de David, por cuanto Jehová estaba con él, y se había apartado de Saúl;

13 por lo cual Saúl lo alejó de sí, y le hizo jefe de mil; y salía y entraba delante del pueblo.

14 Y David se conducía prudentemente en todos sus asuntos, y Jehová estaba con él.

15 Y viendo Saúl que se portaba tan prudentemente, tenía temor de él.

1 Samuel 18:12-15

Un hombre PRUDENTE fue David:  precavido, mesurado, con un actuar de forma justa y con cautela.

Un hombre IMPRUDENTE fue Saúl: irreflexivo, precipitado, irresponsable, ligero, confiado, con un actuar de forma injusta y locamente.

Vivir en obediencia cuesta, pero es la mejor elección. Propón en tu corazón actuar siempre prudentemente y no locamente.

Decide hoy, ¿locura o prudencia?

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s